30 septiembre, 2011

MATOTA CON PAPPO (PAPPOTA)


El día que Matota fue al TC
cruzó una rusa con Pappo.

Mujeres como autos.
Mujeres bien de gomas,
chasis, chapa. Mujeres
manejables. Mujeres
con embrague. Muje-
Res
con sonrisa de marca.
Mujeres con cambios
pero sin cambio. Mujeres
que aceleran
en círculo. Circuito
del Materno Retorno.
Qué rusa más fuerte, dijo,
con los ojos más
que con la boca, abierta
y extática. Baboso. Esa mina
va con Pappo, le dijeron.
¡¡¿Con Pappo?!!
El Mato avanzó unos pasos y
¡Pappo!
¡Pappoo!
¡Pappooo!
¡¡PPaappppoooo!!
Y entonces giró
la campera de cuero,
la melena de montaña,
y con voz
de guitarra
con escape
libre, o motor
con distorsión fastidiosa
le dice:

¿QUÉEE?

Y el Mato, vuelto
de pronto, ante el giro inesperado
e inmenso, un fitito micifuz
balbuceó:

No sé.



de La Rusa (Matota II), Singular Diseño, 2012

03 septiembre, 2011

SOLEDAD V (con sol por fin)

Hace días que esperábamos
el sol. Cierta rabia
de besos con los pies helados
para que el frío no llegara al ombligo
al corazón, por momentos
la única polar en la Osa.

Podemos salir. Sobre el trébol
bailo hermoso. Modorrear en el ceibo
y que madure algún sueño
detenido
de golpe sin porqué.

Tu risa. Una estrella
sobre el verde. El corazón. Un fósforo
que prende
el
susto de pulmones .

Lo rojo que se vuelve
amarillo. Si te abrazo
tiemblan los pétalos como oyendo
orejitas de color auditivo
y el pasto es otro cielo
corredizo
al compás del río. Cada flor
el centro
de una canción en el aire. Soltar

tras el encierro las palabras
en una
alada rebatiña. Arrancadas
en los libros de raíz, como hiedras.

Y todo para
herir un haiku, metriquita,
con flechas de acento, asustarlo
con los öjos anfibios de la diéresis.

Por fin, amor. Se extraña
esa alegre maldad. El trabajo
se diluye en la fuente del espacio,
es casi un juego, punto exacto
entre el querer y el desafío.
Con la buena fe nos basta
bajo el sol. Y suena más
al principio que al final
pero así nos ordenamos
mejor, cosita.
Eso parece.

Biobiblio

Martín Pucheta (Gualeguaychú, 1981) publicó Superjardín (En danza, 2010), Superbóreos (Zorra/poesía, 2009), Matota (2009; La gota, 2010), Sonajero de misterio: los tomuer, (2009) -con Nicolás Cambon-, La Rusa -Matota II- (Singular, 2011), río raíz (Singular, 2012), Podría haber sido un haiku (Singular, 2014), Tocar de oído (2015), Estudios del Cambio (2017) y Aerolinda (La Gota, 2017).

Integra las siguientes antologías de poetas: Última poesía argentina (En danza, 2008), Felicidades también (18 poetas) (2005), Poemas con famosos (Ananga ranga, 2010), Palimpsesto-parrincesto, antología enfermiza (Ananga ranga, 2011), Hijo e pluma (Ananga ranga, 2014), La Plata Spoon River (Libros de la talita dorada, 2014) y, de la Colección “Prismática Argentina”, nº 1 Amor y n° 4 Plantas (En danza, 2015 y 2017).

Participó del 24° Festival Internacional de Poesía, Rosario 2016.
Participa del Encuentro Nacional Itinerante de Escritores (ENIE), del cual coordinao la organización de la 6° edición en Gualeguaychú (2013) . Forma parte de las bandas Leda lid y Arboreal. Ha escrito letras para canciones de Juan Pablo Pérez y Cato Fandrich. Trabaja en escuelas secundarias como profesor de Lengua y literatura.