24 febrero, 2010

TANZA

Los bagres
en código morse
se burlan
de Matota pescador.

ah, la Rusita glup glup,
dice el pique
que no entiende,
la carnada del cielo.

Y no alcanza si quiera
no oye en las burbujas
las sonrisas
cuando llegan al aire
y ascienden
en puntos y rayas
en busca de otro hilo.

17 febrero, 2010

MATOTA JARDINCITO ALREDEDOR

Si la Rusa dura mucho
cuando mira a todo o nada
o piensa en dulce-leche
con viento de vainilla
helado de limón,
Matota le genera
un jardincito alrededor
esté donde esté.

Y termina a veces
pero igual se queda
para que el Mato no pare.
Matota rapidísimo del aire
castor y colibrí.

Se dura la Rusa
en el molde de los ojos
tentada en su instantánea
fe de cielo,
o con la aguja de la luz
en el punto de fuga
para ensayar una muerte lenta
y de parada.

Pero llega en lo mejor una vieja
católica quizás y exclama:

¡¿Cómo que caracol mariposa?!
¡¿Cómo que chancho-pajarito?!
¡Qué degenerado!

Y toda la ciudad pecosa
de microparaísos,
edénica viruela,
pequeños circulitos plazoleta
de Rusa central ya ausente,
Matota pararrusíaco.

Toda la piel de la ciudad
con antojos de la Rusa.

Pecas de pasto,
lunares del ocio
extático y gringo.

04 febrero, 2010

CHAMARRUSA

Se bailan con la Rusa hasta la orilla
se aletean
un gigante chamamé,
un ancho chamamé del horizonte
che, trompo arazá
ranita de la lluvia que lubrica
para el ascenso el cielo
tristeza psicodélica y limpia
del monte líquido
cetácea memoria pulmonar
del mar en el aire

Se bailan
se levantan como gallos
el polvo
cambian picos
con la sangre
del vino y del pollito en el ojo

La risa se acelera en los pies
al borde del esguince
y en las uñas la luna
se enloquece y se descalza

suben los acordes botonados
(las ranas terminaron
de aceitar el aire)
y brota la Luz Mala en la Cruz
constelación

cae
sobre el campo envuelve
su locura los caballos
envuelve
a chamatota y chamarusa
bailarinos en su cresta

y se van sobre el río,
envión de pluma
envión de plasma,
supernova chamamé,

se hunden al pisar las estrellas,
al hacer patito
sobre el cielo movedizo.


Biobiblio

Martín Pucheta (Gualeguaychú, 1981) publicó Superjardín (En danza, 2010), Superbóreos (Zorra/poesía, 2009), Matota (2009; La gota, 2010), Sonajero de misterio: los tomuer, (2009) -con Nicolás Cambon-, La Rusa -Matota II- (Singular, 2011), río raíz (Singular, 2012), Podría haber sido un haiku (Singular, 2014), Tocar de oído (2015) y Estudios del Cambio (2017).

Integra las siguientes antologías de poetas: Última poesía argentina (En danza, 2008), Felicidades también (18 poetas) (2005), Poemas con famosos (Ananga ranga, 2010), Palimpsesto-parrincesto, antología enfermiza (Ananga ranga, 2011), Hijo e pluma (Ananga ranga, 2014), La Plata Spoon River (Libros de la talita dorada, 2014) y, de la Colección “Prismática Argentina”, nº 1 Amor y n° 4 Plantas (En danza, 2015 y 2017).

Participó del 24° Festival Internacional de Poesía, Rosario 2016.
Participa del Encuentro Nacional Itinerante de Escritores (ENIE), del cual coordinao la organización de la 6° edición en Gualeguaychú (2013) . Forma parte de las bandas Leda lid y Arboreal. Ha escrito letras para canciones de Juan Pablo Pérez y Cato Fandrich. Trabaja en escuelas secundarias como profesor de Lengua y literatura. Forma parte del colectivo Espacio Delta.